La Feria Agroalimentaria cumplió 7 ediciones y va por más

Este último domingo 9 de julio, luego de digerido el locro del Día de la Independencia, tuvo lugar la séptima Feria Agroalimentaria, en el salón Rivadavia. El tiempo gris invitó, el público acompañó y los productores locales tuvieron su lugar para una diversa oferta.

Se trata de una actividad organizada por la Municipalidad de Olavarría, conjuntamente con el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Facultad de Ingeniería de la UNICEN. EL objetivo: ayudar a promover el trabajo de los pequeños y medianos productores que trabajan la tierra, dan trabajo y, entre otras cuestiones, producen alimentos sanos.

La Feria Agroalimentaria comenzó a fines de 2016, impulsada originalmente por la Dirección de “La Máxima”, junto al INTA, a la Facultad de Ingeniería y la Municipalidad, a través de varias de sus Direcciones, como la agropecuaria, la de bromatología y la Dirección de de Economía Social, oportunidad en que varias instituciones se juntaron a trabajar en el tema.

Sus organizadores recuerdan aquella primera reunión, a la que concurrieron unos 11 productores. Actualmente, son 40 los productores inscritos, de los cuales a esta séptima edición concurrieron unos 24 expositores.

Entre los productos ofrecidos en los stands se podían encontrar hortalizas, aromáticas y deshidratadas, cactus, plantas vivas, semillas, miel, huevos, nueces, cervezas y licores artesanales, mermeladas, dulces y panificados saludables (hechos con harinas integrales), entre otros. Todos con un denominador común: productos frescos, libres de pesticidas, químicos ni conservantes, para mejor calidad de vida de sus consumidores habituales.

Además de los productores, colaboran y participan instituciones como “Un Día Nuevo”, “Juntos por vos”, “Juntemos las manos”, la Escuela Agropecuaria, Talleres Protegidos, entre otros, ofreciendo una amplia variedad de productos. De hecho, los Talleres Protegidos participan con la venta de bolsas de papel, para que los productos no se vendan en bolsas de plástico. En el marco de esta Feria, además, se realizó la campaña de recolección de materiales reciclables para macetas (como latas de conservas, envases de yogur, tetra pack, sachet de leche), frascos de mermeladas y botellas de tomate natural, para reciclar y reutilizar.

Miradas del Centro dialogó con Leonardo Maiola, director de Economía Social del Municipio de Olavarría; con el ingeniero Maximiliano Mazzei, de INTA-ProHuerta; y con el licenciado Carlos Sologubik, de la Facultad de Ingeniería (FIO-Unicen). Desde la carrera de Tecnología de los Alimentos de la Facultad de Ingeniería, Sologubik explicó que se colabora en la Feria “aportando todo el conocimiento técnico para la correcta elaboración de los alimentos”. Mazzei, por su parte, indicó que desde INTA-Prohuerta, en el asesoramiento que brindan en insumos y semillas, “se trabaja en conjunto con todas las ferias que agrupan a los productores”.


Desde el Municipio, en la voz de Maiola, se apuntó que la filosofía de este proyecto reside en el hecho de que, al comprarles a los productores locales, se contribuye a su crecimiento, a que los emprendimientos responsables con el medio ambiente puedan replicarse para construir un sistema más justo y sano que respete la naturaleza. También hizo hincapié en que la mecánica de organización y trabajo de la Feria Agroalimentaria apunta a que las decisiones sean tomadas en conjunto, entre instituciones y productores. La idea es que, en un tiempo, los productores se apropien del espacio. Tratan de cuidar al consumidor, asegurándole que se lleva productos cuidados. Asimismo, se destaca que esta feria no es un espacio que controla y exige al productor, sino que lo impulsa a que agregue valor. La Feria no es sólo exposición: se pretende que funcione como una incubadora de proyectos.

La Feria se realiza el segundo domingo de cada mes, con entrada libre y gratuita. Desde la organización remarcan que esta Feria permite a los productores locales comercializar sus elaboraciones con los consumidores de manera directa y sin intermediarios, para una mejor relación de precio/calidad y promoviendo así una producción responsable.

La intención de sus organizadores es hacerla siempre en el Bioparque “La Máxima”. Sin embargo, el invierno obligó a su traslado: primero, al Centro Cultural San José, y, en esta ocasión, al Salón Rivadavia. La feria es un espacio pensado para que la familia pase el día, por los talleres (a cargo de personal de La Máxima y de la Dirección de Desarrollo Sustentable) y espectáculos musicales brindados.

Los productores que deseen participar, se pueden dirigir a la Dirección de Economía Social de la Secretaria de Desarrollo Económico (Moreno 2765), de 8 a 14. O bien telefonear a los números 422135/422195. O enviar un mail a economia.social@olavarria.gov.ar