Quinta marcha en Olavarría para que no haya ninguna menos

Cerca de medio centenar de personas marcharon por las calles de Olavarría al igual que en todo el país el lunes 3 de junio, al grito de “Vivas Nos Queremos” para reclamar contra las violencias de género y los femicidios por quinta vez. En todas partes concentraron a miles de mujeres, lesbianas, bisexuales, transgéneros, intersex, gays, travestis y no binaries para denunciar la opresión patriarcal, decir “basta” a las desigualdades y a los femicidios.

Las actividades artísticas comenzaron desde las 16 horas en el paseo Jesús Mendía, para realizar cerca de las 18  la lectura del documento elaborado por las agrupaciones que participaron de la movilización, el que se transcribe al final de esta nota.

Canciones, testimonios y murga encuadraron la lucha contra la violencia machista y la asfixia económica que invisibiliza y asesina a mujeres y disidencias sexuales que son oprimidas y el reclamo para que se destine más dinero del presupuesto para darles soluciones y que la justicia revea o profundice sus veredictos.

 

Liliana Cuenca de la agrupación “Animate” pidió que la Justicia revea casos de años anteriores, además de una mayor celeridad en la resolución de situaciones procesales de acusados.

 

En el documento consensuado por el Plenario de Trabajadoras del PO, Cara de Bicicleta, Agrupación Animate, Murgueras Organizadas, Socorristas Olavarría, Seamos Libres y Frente Ni Una Menos leído en la concentración, se señala que en casi cuatro años se cuentan al menos 428 femicidios y crímenes vinculados en territorio bonaerense.

 

Desde la primera manifestación realizada en 2015 hasta este 3 de junio, los femicidios no se han reducido ni en el país ni en la ciudad, por lo que continúa el reclamo a la justicia y especialmente al accionar de la comisaría de la mujer. Desde el estrado se reclamó por cada caso sin resolver y todes gritaron el nombre de cada una de las mujeres, travestis y trans asesinados en Olavarría.

Entre los puntos exigidos en el documento se encuentran mayor presupuesto nacional para el abordaje de la violencia de género y difusión del uso y planificación del presupuesto local así como la exigencia de la Ley de Emergencia en Violencia de Género presentada en mayo por diferentes movimientos sociales.

 

 

La deuda sigue impune. Como cada año, y de acuerdo al repaso efectuado por el portal LATFEM, en 2015, la necesidad de duelo colectivo era tanta que en la convocatoria nacional la concentración fue en el Congreso.  El 2016 significó un salto: la consigna “Vivas nos queremos” le dio mayor vitalidad al movimiento y las marchas se potenciaron. La bandera que encabezó la marcha de Congreso a Plaza de Mayo en CABA decía: “El Estado es responsable”. La profundización de la feminización de la pobreza, el vaciamiento de políticas sociales y la persecución de líderes como Milagro Sala fueron algunas de las consignas transversales. En 2017 el documento elaborado por la Asamblea Feminista rosarina cerró denunciando: “Por eso estamos hoy acá, para decirle al presidente Macri que el Estado no debe limitarse a recoger cadáveres e imponer penas. No basta con decir Ni Una Menos en un discurso, mientras no se asignen recursos necesarios para erradicar la violencia contra las mujeres“.

En 2017 fue el primer Paro Internacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis y Trans. Hubo una resignificación del Día de la Mujer Trabajadora que se repitió al año siguiente.  El 3 de junio de 2018 fue verde en el marco del debate que estaba dando el Congreso por primera vez desde el regreso de la democracia.

 

 

Este 2019 vuelve a encontrar a los feminismos en las calles como un frente opositor que impugna con la misma fuerza en sus demandas al patriarcado y al neoliberalismo. El #8M fue una movilización masiva. El #28M la octava presentación del proyecto de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito estuvo acompañada con un desborde callejero multitudinario.

Este 3 de junio encontró a muchas con la mirada puesta en el año electoral y una demanda casi intacta desde aquel épico 2015: que el gobierno de por fin respuesta a una marea imparable y a un grito que ya es imposible callar.

 


 

DOCUMENTO ELABORADO POR LAS ORGANIZACIONES EN OLAVARRÍA

3 de junio de 2019

Un nuevo 3 de junio nos convoca, nos encuentra en las calles para decir basta a las violencias machistas que se expresan de múltiples formas a diario y de manera más extrema en la eliminación de los cuerpos feminizados.

En 2015 alrededor de 8000 personas irrumpieron en las calles de Olavarría para decir basta a las desigualdades, a las relaciones sociales que cada 30 horas sumaban una muerta más. Ante los femicidios gritamos con todas nuestras fuerzas #Ni Una Menos.

Sin embargo, desde 2015 a la actualidad el número de femicidios, de crímenes vinculados y de víctimas colaterales no se redujo. Por eso nuestro grito de #Ni Una Menos se actualiza y no para de crecer. Días atrás el observatorio “Ahora que si nos ven” reveló que, entre el 3 de junio de 2015 y el 20 de mayo de 2019, registraron 1193 femicidios y crímenes vinculados publicados en medios de comunicación. Cifra que suponemos es mayor, porque gran parte de los mensajes mediáticos no se produce desde la perspectiva de género y, por ejemplo, la totalidad de los travesticidios no son difundidos. Las compañeras trans y travestis también mueren víctimas de la exclusión social y la falta de acceso a derechos básicos como salud, educación, trabajo y vivienda, esas muertes son reconocidas desde el activismo como travesticidio social.De acuerdo a Furia Trava Noticias en lo que va del año suman 37 los trans – travesticidios.

Ante la falta de datos oficiales no queda otro camino que recurrir a cifras que pueden resultar incompletas pero que no dejan de ser escalofriantes. El 42% de los crímenes fueron perpetrados por la pareja de la víctima y el 20,2% por la ex pareja. El 65,4% se produjo en la vivienda de la víctima y al menos 84 niñes quedaron huérfanes. El mayor número de crímenes de este tipo en el país se efectuaron en la provincia de Buenos Aires. En casi cuatro años contamos con al menos 428 femicidios y crímenes vinculados en territorio bonaerense. Es urgente, es ya, NECESITAMOS POLÍTICAS PÚBLICAS TRANSVERSALES CON ENFOQUE DE DERECHOS Y PERSPECTIVA DE GÉNERO.

Tomando la posta de las históricas luchas feministas -que nos convocan desde hace más de 30 años al encuentro de mujeres, hoy plurinacional- miles de mujeres, lesbianas, bisexuales, transgéneros, intersex, gays, travestis, no binaries, nos movilizamos para denunciar la opresión patriarcal.

Patriarcado que atraviesa a los estamentos estatales y a las instituciones privadas, y nos enfrenta diariamente a la reproducción de la desigualdad y la violencia sistemática hacia las mujeres. Hoy otra vez decimos basta, levantamos nuestras banderas para reivindicar las luchas feministas y de la comunidad LGTBIQ, expresando nuestras diversidades.

Diversidades que se aúnan para repudiar el feminicidio, el femicidio, el travesticidio, los crímenes de odio, la trata de personas, las muertes maternas por causas evitables, la maternidad forzada, el incumplimiento de la interrupción legal del embarazo, el aborto clandestino, la precarización y la esclavitud laboral, la discriminación racial o por sexo género o edad, la pérdida de la vivienda, el despojo territorial de naciones originarias, los abusos y las violaciones de todo tipo, las postergaciones socialmente naturalizadas, las tareas de cuidado no reconocidas ni remuneradas y la maternalización del cuidado. Problemáticas que se profundizan en un contexto de ajuste que afecta directamente a la clase trabajadora.

En 2018 dijimos ni una menos por abortos clandestinos, la ola verde impulsó la lucha por la autonomía de las mujeres y cuerpos gestantes, visibilizado el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos en forma legal, segura, libre y gratuita. Posicionamiento que enfrenta el recrudecimiento de formas ultra conservadoras de opresión que nos obligan a interrumpir embarazos en la clandestinidad.

Clandestinidad que,de acuerdo a datos de la Red de Profesionales de la Salud por el Derecho a Decidir, en los últimos días nos robó la vida de dos mujeres.   En Tigre, una mujer de 31 años, madre de tres hijos, murió por una infección en el útero provocada por un aborto clandestino. En Moreno, una mujer de 28 años, a cargo de dos hijos, falleció por una sepsis generalizada por un aborto inseguro. Muertes evitables de las cuales INSISTIMOS el Estado es responsable. Las muertes por aborto clandestino SON FEMICIDIOS DE ESTADO ¡Aborto Legal es decir Ni Una Menos!

Actualmente nos atraviesa la rebelión de las hijas, protagonizada por jóvenes que encabezan la lucha por la implementación efectiva de la educación sexual integral, en defensa de la educación pública, y contra los abusos. Pibas que en las redes y en la calle no dejan de gritar #MiraComoNosPonemos, el #NoEsNo y el #HermanaYoTeCreo.

¡Decimos basta de abuso sexual! En nuestra ciudad la agrupación Animate está acompañando a alrededor de 170 víctimas de abuso, la mayoría sin resolución judicial. Esos casos representan sólo una pequeña parte de las denuncias que esperan tratamiento en la ayudantía fiscal en Delitos contra la Integridad Sexual. De acuerdo a publicaciones de los medios de comunicación, gran parte de las denuncias por abusos en Olavarría registran que se cometieron en los hogares, es decir, son intrafamiliares y afectan sobre todo a niñes y mujeres.

La violencia machista también se expresa en consultorios, clínicas y hospitales. La violencia obstétrica es la que ejerce el personal de salud sobre el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres, expresada en un trato deshumanizado, un abuso de medicalización y patologización de los procesos naturales.  A pesar de tener una ley de parto respetado, en Olavarría la mayoría de los partos son por cesárea, un 40% en el sectorpúblico y un 78% en privado cuando la Organización Mundial de la Salud indica que la cifra no debe superar un 15%. O las mujeres olavarrienses tienen todas embarazos de riesgo o hay algo muy turbio en el sistema de salud.

Las mujeres y disidencias encabezamos la lucha contra la derecha en América Latina, contra el fascismo encarnado en los gobiernos apoyados por las iglesias. El Estado es responsable de la cultura machista, patriarcal, misógina, racista, de la discriminación institucional y de sus consecuencias sobre el cuerpo de las mujeres y disidencias.

EL ENTRAMADO SOCIAL NOS OBLIGA A VIVIR EN PELIGRO, LOS HOGARES DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES CONSTITUYEN UNA TRAMPA PARA LOS CUERPOS FEMINIZADOS. EN NUESTRAS VIVIENDAS NOS MATAN Y NOS ABUSAN, RESULTA URGENTE CONTINUAR LUCHANDO PARA TERMINAR CON LA CULTURA PATRIARCAL, TENEMOS QUE SEGUIR EXIGIENDO AL ESTADO POLÍTICAS INTEGRALES, PORQUE VIVAS, DIVERSAS, ORGANIZADAS Y LIBRES NOS QUEREMOS.  

 

El gobierno nacional de Mauricio Macri y la gobernación provincial a cargo de María Eugenia Vidal son responsables de la situación de las mujeres. Desde esta plaza declaramos que estamos de pie, luchando por:

  • Mayor presupuesto nacional para el abordaje de la violencia de género, y difusión del uso y planificación del presupuesto local estipulado por la Ordenanza N° 3910 del 2015. Exigimos que se apruebe la Ley de Emergencia en Violencia de Género presentada en mayo por diferentes movimientos sociales.
  • Educación sexual integral, laica, científica y con perspectiva de género para decidir. Acceso gratuito a variados métodos anticonceptivos para no abortar. Aborto feminista, legal, seguro y gratuito para no morir. NI UNA PRESA O MUERTA MÁS POR ABORTOS CLANDESTINOS.
  • Esclarecimiento de todos los femicidios y travesticidios en nuestra ciudad y el país, y avance en las causas por abuso sexual.
  • Reparación económica para hijes de víctimas de femicidios. Aplicación de la Ley Brisa.
  • Aplicación efectiva de la ley Micaela en todas las instituciones del Estado, de todos los niveles.
  • Implementación del patrocinio jurídico gratuito para las víctimas de violencia machista y acceso efectivo a la justicia.
  • Por un consejo autónomo de las mujeres, independiente de las autoridades gubernamentales.
  • Activación por parte del Estado de mecanismos efectivos de protección y búsqueda de las mujeres desaparecidas.
  • Desmantelamiento de las redes de trata para explotación laboral y sexual.
  • Basta de violencia mediática. Exigimosabordaje responsable de los medios de comunicación en casos de violencia, acoso y abuso contra mujeres y niñez
  • Separación de la Iglesia Católica del Estado argentino.
  • Por educación intercultural y aplicación plena de la LEY DE EDUCACIÓN SEXUAL INTEGRAL.
  • Rechazamos el veto del intendente Ezequiel Galli a la ordenanza que destinaba presupuesto para el programa municipal de salud sexual y reproductiva.
  • Exigimos aplicación del protocolo de INTERRUPCIÓN LEGAL DEL EMBARAZO y la ley de PARTO RESPETADO. ¡BASTA DE VIOLENCIA OBSTÉTRICA! NO A LA MATERNIDAD FORZADA, SON NIÑAS NO MADRES. LA CESÁREA NO ES ILE
  • Provisión de insumos a personas con VIH
  • Basta de persecución y libertad para todas las presas del heteropatriarcado y del capital en situación de violencia institucional. Basta de causas armadas y criminalización de la lucha. ABSOLUCIÓN para MOIRA MILLAN, MILAGRO SALAS, HIGUI y JOE LEMONGE.
  • Exigimos que la comisaría de la mujer tome las denuncias por violencia machista, incluso aquellos casos en los que no existe vínculo entre víctima y victimario. El personal policial tiene que ser capacitado en perspectiva de género. Basta de represión por parte de las fuerzas.
  • DESTITUCIÓN de Claudio García Juez de Familia
  • No a la baja de la edad de imputabilidad, BASTA DE CRIMINALIZAR LA NIÑEZ Y LA JUVENTUD.
  • Visibilización de la diversidad corporal. Basta de prácticas gordodiantes, abajo los modelos de belleza, los estereotipos establecidos y la policía de los cuerpos. Exigimos aplicación de la Ordenanza N° 4341 de 2018 para que no se realicen concursos de belleza en Olavarría.
  • Basta de objetivación y sexualización de los cuerpos infantiles. Abajo la cultura de la pedofilia y la violación.
  • No al lesbodio. Basta de persecución a las mujeres lesbianas. Repudiamos el enjuiciamiento de Marian Gómez, procesada por besar a su compañera en una estación de subte.

Frente a la actual coyuntura política caracterizada por la feminización de la pobreza despidos masivos, flexibilización laboral, disminución del poder adquisitivo, exigimos:

-Reconocimiento del trabajo doméstico, reproductivo y de las tareas de cuidado. Repudiamos la quita de la moratoria de la jubilación que permitía a trabajadores y trabajadoras informales acceder a este derecho. Un 80% de esos beneficios fueron otorgados a mujeres, mediante las conocidas socialmente como “jubilaciones de amas de casa”

  • Igual salario por igual trabajo y el acceso a todas las categorías laborales en igualdad de condiciones
  • Reconocimiento y derechos laborales para las trabajadoras de la economía popular
  • No a la ley de semillas de monsanto-bayer. por la soberanía alimentaria. Por la autonomía de nuestros territorios. Viva la lucha de las agricultoras autogestivas.
  • Representatividad y paridad sindical para elaborar políticas laborales con perspectiva de género
  • Aprobación del proyecto por el cupo laboral trans
  • Protección laboral a las autodenominadas trabajadoras sexuales
  • Extensión de las licencias por maternidad y paternidad tanto para trabajadores como para estudiantes.
  • ¡BASTA DE DESPIDOS! ¡VIVAN LAS LUCHAS OBRERAS!

¡POR UN MOVIMIENTO DE MUJERES INDEPENDIENTES Y ANTICAPITALISTAS! ¡POR EL BUEN VIVIR!

¡LLAMAMOS A TODAS LAS MUJERES Y DISIDENCIAS DEL MUNDO A SEGUIR LUCHANDO DE MANERA INDEPENDIENTE DE LOS GOBIERNOS, LAS IGLESIAS Y EL ESTADO!

PORQUE EL MOVIMIENTO DE MUJERES, LESBIANAS, BISEXUALES, TRANSGÉNEROS, INTERSEX, GAYS, TRAVESTIS Y NO BINARIES SE MUESTRA EN EL MUNDO COMO LA ALTERNATIVA ANTICAPITALISTA, ANTICOLONIALISTA Y ANTIPATRIARCAL CONTRA EL AVANCE REPRESIVO, RACISTA, CONSERVADOR Y NEOLIBERAL!

ADELANTE COMPAÑERES! A CONQUISTAR NUESTROS DERECHOS!

VIVAS, LIBRES, DIVERSAS Y ORGANIZADAS NOS QUEREMOS!!


 

Click en la imagen para ver nuestra Galería de Fotos
de la marcha del 3J

?